Se trata de una iniciativa a nivel nacional, promovida por Personas que viven con VIH y SIDA, instituciones públicas de salud, organizaciones de derechos humanos, entre otros, ante la necesidad de actualizar la legislación para hacer frente a la epidemia del VIH y el SIDA, preservando la vida y la dignidad de las personas.

En agosto pasado, la Cámara de Senadores aprobó, por unanimidad, el Proyecto de Ley “Que establece derechos, obligaciones y medidas preventivas relacionadas con el VIH y el Sida”, a través del cual se modificó la Ley Nº 102, aprobada en 1991, durante los primeros años de epidemia en Paraguay y en los que predominaba el desconocimiento sobre el tema.

Hoy, el avance de la epidemia en el país arroja datos que señalan que el mayor número de nuevas personas viviendo con VIH y SIDA se encuentra entre los 15 y 49 años (82%), especialmente en la franja de población joven, y se observa un crecimiento sostenido en la cantidad de mujeres con SIDA, a lo largo de los últimos años.

Por ello, atendiendo este escenario, el Proyecto de Ley en estudio apunto a brindar mayor prioridad a la prevención (como la de la transmisión vertical), a través de la educación y la concienciación de toda la población. Asimismo, plantea que se garantice desde el Estado mejorar el acceso a la atención integral, incluido los medicamentos y tratamientos, que redundará en beneficio a una mejor calidad de vida de las personas que viven y conviven con el VIH y el SIDA.

En tal sentido, desde la Comisión de Trabajo por la Modificación de la Ley 102/91 se incidió en la aprobación del proyecto, en el pleno de la cámara baja. Esta Comisión de Trabajo está integrada por el Ministerio de Salud Pública, a través del PRONASIDA; Fundación Vencer (coordinadora de la Mesa); Red de Organizaciones no Gubernamentales que trabajan en VIH/SIDA; Amnistía Internacional Paraguay, Centro de Información y Recursos para el Desarrollo (CIRD), Coordinadora de Derechos Humanos del Paraguay (CODEHUPY) y las agencias del Grupo Temático ONUSIDA (Programa de Naciones Unidas sobre VIH y SIDA), que han apoyado esta iniciativa desde sus inicios.

En forma paralela al estudio del Proyecto de Ley, se llevo adelante la Campaña Lazos Rojos, desde Amnistía Internacional Paraguay, con el objeto de recolectar tres mil firmas de adhesión de la ciudadanía nacional e internacional para lograr la modificación de la Ley Nº 102/91. Pudiendo por fin ser promulgada la nueva Ley Nº 3940”Que establece Derechos, Obligaciones y Medidas Preventivas con Relación a los Efectos Producidos por el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH)y el Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida(SIDA)”, en diciembre del 2009.

Mirta Ruiz Díaz

Equipo de Corresponsales Clave

Asunción del Paraguay, Enero 2010.

Todos los artículos pueden ser compartidos y publicados siempre que sean citados los datos de la fuente.