En el activismo no existen técnicas. Muchas organizaciones y personas trabajan en lo que aprendieron a hacer como aprendieron a hacerlo, como están acostumbrados. Algunos con gran experiencia, conocen el trabajo de campo. Otros, aunque lo conocen, realizan actividades que con el tiempo se vuelven obsoletos. También están aquellas organizaciones nuevas que llegan al activismo con mucho ímpetu e ideas frescas pero sin las herramientas suficientes para generar un cambio realmente importante.

Existen paradigmas en el activismo que nos limitan y encasillan. Cuando pensamos que repartir condones solamente es la única solución, nos estamos limitando a no entrar a un universo de posibilidades que ofrecen otras estrategias y herramientas tecnológicas e informáticas, como lo vimos en el artículo publicado en la mañana, sobre un modelo exitoso de incentivación al testeo lanzada en Perú.

Existen muchos otros paradigmas. Por ejemplo, aquellos que basaban su actividad en conseguir los medicamentos antirretrovirales cuando el acceso aún no era universal tuvieron luego que cambiar el enfoque de su estrategia, al lograrse el acceso a la medicación gratuita. Los que no lo hicieron, simplemente, se quedaron en el camino. También existen aquellos que se quedan en la dinámica del “todo está mal”. Que no logran reconocer los avances y los trabajos de los demás ni encontrar sinergias.

Bajo el nombre “Marketing Social es más que Repartir Condones”, se presentaron en la Conferencia Internacional de Sida opciones de activistas de todo el mundo, que descubrieron, presentaron y discutieron herramientas y conceptos sumamente valiosos y aplicables en todas las realidades, independientemente de la misión de cada organización.

¿Cómo mejorar? ¿Cómo descubrir nuevas y mejores estrategias? El Congreso de Viena es una buena oportunidad de reflexionar sobre la necesidad de capacitación de las organizaciones de la sociedad civil de América Latina. Las herramientas que ofrece el Fortalecimiento de los Sistemas Comunitarios seguramente representarán el impulso para que la sociedad organizada realmente desarrolle el potencial que en ocasiones no se explota del todo.

El material ahí está. Depende de nosotros lo que podemos hacer con él.

Todos los artículos pueden ser compartidos y publicados siempre que sean citados los datos de la fuente.