Del 29 al 31 de agosto se desarrolla en Buenos Aires el 11º Simposio Científico Internacional SIDA 2012 y el 1º Simposio Internacional de Hepatitis 2012, organizado por la Fundación Huésped. Especialistas nacionales e internacionales, funcionarios y sociedad civil participan del evento para compartir y discutir el estado de la respuesta a la epidemia desde sus diferentes ámbitos.

Steve Deeks, Pedro Cahn y Bonaventura Clotet

Steve Deeks, profesor de medicina de la Universidad de California de San Francisco y miembro del Positive Health Program, presente en el Simposio, destacó que “hay un cambio importante en la investigación, antes estábamos enfocados en cómo bloquéabamos el VIH y ahora en eliminarlo. Y si bien estamos teniendo avances es probable que se tarde varios años en lograrlo, por lo tanto hay que ser muy cuidadosos y no generar falsas expectativas, que nadie crea que ya está resuelto”.

En la misma línea, el Dr. Bonaventura Clotet, responsable del Departamento de VIH y director del Instituto de Investigación de Sida IrsiCaixa, resaltó la necesidad de seguir haciendo énfasis en la prevención porque muchas personas perdieron el miedo y dejaron de cuidarse ante el mensaje optimista. “Es fundamental seguir informando a la población que a pesar de los grandes avances uno se puede encontrar con virus resistentes que traen complicaciones. No da lo mismo estar infectado que no estarlo”, señaló el Dr. Clotet.

Por su parte, el Dr. Pedro Cahn, presidente de la Fundación Huésped y ex presidente de la Sociedad Internacional de Sida, aseguró que “es necesario trabajar en una respuesta integral que involucre a todos los sectores sociales, garantice los derechos humanos y el acceso al testeo y tratamiento”.

Desde el inicio de la epidemia los científicos trabajan para encontrar además de una cura, una vacuna para el sida. En este sentido el Dr. Deeks afirmó que en este momento en el mundo científico se pasó de un pesimismo que reinó durante 20 años,  a un optimismo moderado. Esto se debe a que en un ensayo realizado en Tailandia  las vacunas probadas fueron efectivas para un 33% de los casos. Si bien no es un éxito total, permite pensar en la posibilidad de encontrar una vacuna efectiva.

Otro de los ejes sobre los que se está trabajando a nivel científico tiene que ver con que se descubrió que el VIH acelera el proceso de inflamación que hace que las personas envejezcan. Por ende se comienzan a ver patologías asociadas con la edad en personas más jóvenes con VIH. “Se está investigando cuál es el impacto que tiene esta inflamación y cómo se puede contrarrestar. Lo que hemos comprobado es que, aunque la persona esté medicada y con su carga viral casi indetectable, el proceso de inflamación es más acelerado”, destacó el Dr. Clotet.

Una de las preocupaciones de las personas que viven con VIH tiene que ver con algunos antirretrovirales que causan lipodistrofia, es decir acumulación o falta de grasa en algunas partes del cuerpo. En este tema el Dr. Clotet y el Dr. Deeks no se pusieron de acuerdo. Para Dr. Clotet el problema de la lipodistrofia es parte del pasado; con la medicación actual él no ve que se esté generando este problema. En cambio, para el Dr. Deeks es un problema que aún persiste.

Seguramente será necesario un estudio en los próximos años que pueda dar cuenta de lo que sucede luego de tomar por un tiempo los nuevos antirretrovirales.

Sin duda estos encuentros sirven para esto: mostrar qué se está haciendo y todo lo que aún queda por hacer.

Steeve Deeks profesor de medicina de la Universidad de California de San Francisco y miembro del Positive Health Program, presente en el Simposio destacó que “estamos presenciando un cambio en la investigación porque antes estábamos enfocados en cómo bloquéabamos el virus del VIH y ahora en eliminarlo. Es probable que se tarde varios años en lograrlo, por lo tanto hay que ser muy cuidadosos y no generar falsas expectativas que nadie crea que ya está resuelto”.

En la misma línea el Dr. Bonaventura Clotet, responsable del Departamento de VIH y director del Instituto de Investigación de Sida IrsiCaixa resaltó la necesidad de seguir haciendo énfasis en la prevención porque muchas personas perdieron el miedo y dejaron de cuidarse ante el mensaje optimista. “Es fundamental seguir informando a la población que a pesar de los grandes avances uno se puede encontrar con virus resistentes que traen complicaciones. No da lo mismo estar infectado que no estarlo”, señaló el Dr. Clotet.

Por su parte, el Dr Pedro Cahn, presidente de la Fundación Huésped y ex presidente de la Sociedad Internacional de Sida aseguró que “es necesario trabajar en una respuesta integral que involucre a todos los sectores sociales, garantice los derechos humanos y el acceso al testeo y tratamiento”.

Desde el inicio de la epidemia los científicos trabajan para encontrar además de una cura, una vacuna para el sida. En este sentido el Dr. Deeks afirmó que en este momento en el mundo científico se pasó de un pesimismo que reinó durante 20 años, a un optimismo moderado. Esto se debe a que en un ensayo realizado en Tailandia las vacunas probadas fueron efectivas para un 33% de los casos. Si bien no es un éxito total, permite pensar en la posibilidad de encontrar una vacuna efectiva.

Otro de los ejes sobre los que se está trabajando a nivel científico tiene que ver con que se descubrió que el VIH acelera el proceso de inflamación que hace que las personas envejezcan. Por ende se comienzan a ver otro tipo de patologías asociadas con la edad en personas más jóvenes con VIH. “Se está investigando cual es el impacto que tiene esta inflamación y cómo se puede contrarrestar. Lo que hemos comprobado que aunque la personas esté medicada, con su carga viral casi indetectable, el proceso de inflamación es más acelerado”, destacó el Dr. Clotet.

Una de las preocupaciones de las personas que viven con VIH tiene que ver con algunos antirretrovirales causan lipodistrofia, es decir: acumulación o falta de grasa en algunas partes del cuerpo. En este tema el Dr. Clotet y el Dr. Deeks, no se pusieron de acuerdo. Para Dr. Clotet el problema de la lipodistrofia es parte del pasado, con la medicación actual él no ve que se esté generando este problema. En cambio para el Dr. Deeks es un problema que aun persiste.

Seguramente será necesario un estudio en los próximos años que pueda dar cuenta de lo que sucede luego de tomar por un tiempo los nuevos antirretrovirales.

Sin duda estos encuentros sirven para esto: mostrar qué se está haciendo y todo lo que queda por hacer.

Todos los artículos pueden ser compartidos y publicados siempre que sean citados los datos de la fuente.