La Organización Internacional para las Migraciones (OIM) viene realizando esfuerzos a nivel de México y Centroamérica en cuanto a la defensa de los derechos de las personas LGTBI migrantes.

En este contexto, el pasado 19 y 20 de mayo, se dieron cita activistas representantes de organizaciones que trabajan con personas LGTBI migrantes y refugiados en la ciudad de Tapachula México, en un encuentro que fomentó el diálogo, la reflexión para abordar las distintas experiencias migratorias que vive la población; donde se buscó identificar elementos que permitían caracterizar la especificidad de la movilidad, así como la importancia de las necesidades de protección y asistencias que requieren estas poblaciones.

Representantes de la OIM mencionaron que su objetivo durante el 2016 es continuar avanzando en la sensibilización, la construcción de capacidades para visibilizar la realidad de las población migrante LGTBI y propiciar un abordaje integral de sus necesidades específicas de protección y asistencia. Todo ello dentro de sus principios fundamentales de igualdad y no discriminación. El siguiente paso será realizar talleres nacionales sobre migración y poblaciones LGTBI, los que se realizarán en cada país que participó en este encuentro, desde Panamá hasta México.

Esta iniciativa ha sido coordinada con el Instituto Interamericano de Derechos Humanos (IIDH), también con la participación del Alto Comisionado para las Naciones Unidas para los Refugiados ACNUR, y las diversas instituciones y organizaciones de la sociedad civil y los y las activistas que representan las personas LGTBI.

Asistieron 25 representantes de organizaciones LGTBI, quienes compartieron sus experiencias, a veces muy dolorosas sobre las diversas situaciones de violencia que atraviesan como migrantes LGBTI en los países expulsores, de tránsito y de destino. Muchas personas salieron huyendo de sus países y en particular del triángulo norte: El Salvador, Honduras, Guatemala, no solo por el maltrato físico y psicológico que vivían en su entorno familiar; sino también debido a que grupos antisociales los y las extorsionaban, debían realizar pagos si eran comerciantes o se dedicaban a cualquier otras profesiones. En algunos países, las personas LGTBI sufrieron reclutamiento forzado, las mujeres transgénero y hombres gay son explotadas y explotados sexualmente por las pandillas.

Durante la reunión, también se discutieron casos de violaciones grupales contra las mujeres trans en los centros de detención de migración, se habló del sexo transaccional que deben hacer los chicos gay en casas de citas maquilladas de casas de apoyo. Algunos activistas presentes comentaros sus propios casos o casos de personas con las que han trabajado en sus organizaciones.

El decomiso de los antirretrovirales es otro tema que se denunció en la reunión. Al atravesar las fronteras, muchas personas LGTBI que viven con VIH son arrebatadas de sus medicamentos, ya que generalmente los funcionarios de aduanas exigen la prescripción médica para poder introducir los medicamentos a un país. Así de peligroso es querer salvar la vida.

Debido a todas las formas de violencia de las que son objeto las personas LGBTI migrantes, prefieren mantenerse en el ocultamiento, reprimiendo su orientación sexual e identidad de género para evitar más riesgo de amenaza o persecución en su camino.

Es necesario fortalecer las alianzas a nivel de región para atender las necesidades de protección, asistencia y atención hacia las personas LGTBI migrantes o refugiados, facilitando el acceso a la información sobre el derecho a solicitar protección internacional en el Estado o país en el que se encuentren. Asimismo, se debe hacer uso de los marcos normativos internacionales como la Convención Interamericana de Derechos Humanos y la Declaración Universal de Derechos Humanos, así como denunciar los atropellos a las personas migrantes en los Informes de Examen Periódico Universal (EPU) y contribuir a la disminución de situaciones de vulnerabilidad en los procesos migratorios.

Tras dos días de intenso trabajo se conformó una red para fortalecer una ruta crítica y un plan de acción que promueva la protección a la población LGBTI migrante en la región de Mesoamérica.

Todos los artículos pueden ser compartidos y publicados siempre que sean citados los datos de la fuente.